SUPER@ndo la Escuela

Llegué por equivocación y no me arrepiento. De la fachada de un antiguo palacio colgaban dos grandes carteles anunciando la oferta formativa de la Escuela SUPERIOR de Arte Franco Russoli. Uno, explícitamente incluía Gráfica y diseño publicitario. Que gran oportunidad, pensé. Luego de destinar horas en Internet buscando cursos de artes gráficas, en pleno centro de Pisa y a pocos pasos de la transitada Piazza Cavallieri estaba lo que necesitaba.

Faltaba poco para que finalizara mi primer agosto sin cines abiertos y en medio de la excitación de ver una gran oportunidad de reciclaje y mi poco vocabulario de italiano pedí, suplicante, mi admisión a lo que pensaba era algo similar a una escuela técnica después del bachillerato. Para que nos entendamos, una especie de laboratorio para adquirir un oficio.

“La inscripción es para su hijo?” me preguntó una de las secretarias de la escuela. “Non ho figli, sono io che voglio fare la registrazione”. (No tengo hijos, soy yo que quiero hacer la inscripción.)

Cuando escuché el timbre, a tres metros de llegar a la puerta de ingreso, recordé la escuela. Vi chicos muy jóvenes entrar. En contraste, observé su notorio estilismo, minoritariamente marcado en las escuelas españolas. Punkis, Pops, seguidores de los 60’s, chicks de look clásico, sports, góticos y muchos hippis. Ipods, móviles modernos, cigarrillos, mochilas, Converse completaban el attrezzo perfecto de un rincón destinado a la educación artística en un contexto juvenil.

En Italia, en general en Europa, la educación pública ofrece a los jóvenes la posibilidad de acceder a una formación especializada durante el bachillerato. La escuela de artes es una de ellas. Las asignaturas se afrontan desde esa visión, en geometría, por ejemplo, se estudian las fórmulas para obtener las sombras dependiendo de la fuente de luz, que por cierto no es muy sencillo; el libro de texto de inglés es un resumen de una serie de artistas y sus obras más importantes, la informática es remplazada por el diseño gráfico y se trabaja con Macs el Photoshop, el Indesign, entre otros programas especializados. También se estudia plástica, historia del arte, literatura italiana, audiovisuales, sin olvidar la matemática, la física, la química, la religión y la educación física.

En medio de mi experiencia personal en el bachillerato artístico italiano he participado involuntariamente en las protestas contra la reforma educativa de la actual ministra Gelmini. La Ley propuesta establece el recorte del número de profesores, la inversión en educación y las horas de laboratorio, tanto en la educación básica como en la universitaria. Manifestaciones, paro general en el sistema educativo y muchos días sin recibir ni una sola clase.

Pienso que la idea de una especialización hacia una orientación profesional es buena, aunque con la poca experiencia en medio de mis compañeros, pienso que la metodología aplicada no es muy acertada, con tal de obtener resultados positivos. Después de una licenciatura en periodismo y 8 años de experiencia profesional, mi motivación es un muy distinta a la de los jóvenes que sólo esperan una oportunidad para hacer campana* o saber más o menos matemáticas.

Me admitieron en el último año, quinto, y he recordado lo poco preparada que salí del bachillerato en mi país. Pienso que mis compañeros tendrán el mismo problema o tal vez otro más grande sino se dedican a una rama artística.

Mi nivel de italiano ha mejorado mucho, salgo temprano para estar a las ocho de la mañana en la escuela. No asisto todos los días, sólo voy a las clases que considero interesantes. También recibo lecciones de Sociología en la Universidad.  No he encontrado mucha formación de diseño de la que ya sabía, pero he descubierto un método eficaz de aprender un idioma y un divertido placebo del elixir de la juventud, definitivamente no me arrepiento.

*Faltar a clases.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Lo más reciente. Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a SUPER@ndo la Escuela

  1. Clau dijo:

    Jejeje
    si! el elixir de la juventud solo lo conoce quien ha envejecido y luego probado de este… nada como rodearse de jóvenes para sentirse una/o mas –
    :o)

  2. Tavito dijo:

    Bueno, despues que no te contagies con esas modas de punkis o los emmos, todo bien, cuidado con estar tirando piedra en las manifestaciones…… me parece peligroso y lo que menos quiero es que te pase nada y bueno ya puedes decir que hablas en algun nivel el Italiano y ya de por si…..por lo menos para mi que solo y unicamente hablo el “Costeñol”.
    Me encanta cuando escribes y me alegra el rato, no sabes como lo disfruto,,,,,te quiero muchisisimo…

  3. Alfred dijo:

    No sabía que andabas en las italias pero me parece bacanísimo (mejor si invitas 😉 )
    Pásala bueno y no dejes de escribir, mantener los ojos muy abiertos es la mejor manera de no envejecer.

    Beso!

  4. Carlos Mario dijo:

    Molto bene principesa!
    Grande piacere di vederti imparando tante cose.
    Bacioni.

  5. Don señor Ben el padre guapisimo de sus señoras enamoradas dijo:

    Vamos poc a poc.
    Empeze a leer “a pocos pasos en la grande ciudad”, pero solo el principio asi que comentare hasta donde lei y despues leere mas y comentare mas.
    Mucho de lo que esta escrito lo veo tambien en Francia, vivi en un pueblo y ahora en Toulouse ciudad de 800 126,2 personas (hay uno que va y viene asi que es 80% de fuera 20 de dentro).
    Lo de saludar a la gente, el conductor de bus etc esta genial, pero en pueblos porque en una ciudad grande, acabas afonico si saludas todo el dia. Hay cosas que claramente no pueden funcionar en una ciudad grande. Otras, que podrian funcionar pero la gente se la pasa por la espalda. Creo que mas la ciudad es grande mas la gente se cierra, que sea al trabajo o con su vida cotidiana.
    Ahora, despues de haber vivido en diferentes pais y conocido a bastante gente de muchos paises, me he dado cuenta de dos cosas. Que los paises europeos son gente bastante fria (ojo, no mal interpretar, no digo eso como algo negativo ni positivo, solo lo que yo vi), para que te invintan en casa tienes que conocer a la gente desde hace tiempo. Estan reoragnizados, no se puede decir en francia: “, que hacemos ahora, vamos a cenar a tu casa”. Olvidalo.

    A contrario despues de haber conocido gente “latina”, pues no se comen tanto la cabeza para invitarte a hacer una barbacoa en su casa, eres bienvenido.

    Ahora lo bueno de todas estas diferencias es que puedes elegir lo que te apetece. te gusta vivir en toulouse con gente seria, que respetan las normas etc etc genial, muevete para encontrar un trabajo alla, te gusta el follon de napoles, igual vete alla.

    Y eso es lo bueno de europa, que de un dia a otra, tomas tu dni y puedes ir a trabajar donde te da la gana (claro si encuentras trabajo).

    Porque lo peor seria que todo europa sea igual, seria de los aburrido o peor si no te conviene.

    ahora me voy a tomar una biirita, con mi mujer, porque mi hijo no puede (tiene 2 años), y mis vecinos cuando llegan a casa cierran sus persianas y no los ves… se lo pierden porque tengo cervezas muy buenas… de belgica (en todos los lugares hay algo bueno, solo hay que buscarlo)

    • Viajar, pero más aún, vivir en países distintos te permite conocer sus diferencias. No todo te puede gustar pero si que es cierto siempre encuentras algo lindo que vivir y que contar en cada uno de ellos. Gracias padre del guapo 🙂 por tus comentarios. Eso de quedarse afonica no lo había pensado, hehehe!

  6. Sandra Milena dijo:

    Hola!! Guapa encantada de saber un poco de tu vida!!!! Cuidate mucho y besos a Laia y a Benji

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s